¡Bingo! El aporte de Manuel Quindimil a Lanús

Le deseamos un feliz cumpleaños atrasado al querido Marcelo Calvente. Es una buena excusa para leer una de sus excelentes historias sobre su amado Lanús. Ayer fue el aniversario del fallecimiento de Manuel Quindimil, histórico intendente de Lanús y hombre clave en la historia del club.

Para permanecer en primera y terminar de construir la cancha era indispensable seguir generando nuevos ingresos. El entonces intendente de Lanús, Manuel Quindimil, no era un teórico de la política de masas pero pertenecía al primer peronismo, tenía mucha experiencia y buen criterio distributivo, sabía estar donde debía estar y conocía muy bien las calles del partido. Todos en su extensa familia fueron hinchas de Lanús, a pesar de pertenecer al pueblo de Valentín Alsina, que en aquellos tiempos no tenía vínculos culturales cercanos con Villa General Paz, pero sí muchas vinculaciones políticas.

La historia se remonta a una tarde de diciembre del año 1990, cuando Néstor Díaz Pérez le ofrece a Quindimil el gimnasio de la sede para festejar el cumpleaños del caudillo nacido un 24 de diciembre de 1923. Manolo acepta pero le dice que le gustaría contar con la presencia del presidente de la Nación, Carlos Saúl Menem. Néstor se comunicó con Mario Caserta, que le trasladó la inquietud a Menem, quien si bien por cuestiones de agenda no pudo hacerse presente, cuando la fiesta estaba en su apogeo llamó por teléfono a Quindimil para saludarlo y decirle, entre otras alabanzas, que lo consideraba el rey de los intendentes. Todo estaba previsto, incluso que esa llamada de Menem fuera conectada al audio del salón y seguida con atención por todos los presentes. Manolo quedó muy contento. Y la frutilla del postre fue pasada la medianoche, con la llegada de la esposa del vice, Chiche Duhalde, que arribó a la hora del brindis. A partir de esa noche Manolo se sintió muy agradecido al club Lanús.

Poco después se realizó un asado en la planta de Burletex, la empresa del dirigente Granate Adolfo Bareto, en el que Quindimil y los principales dirigentes del club agasajaron al ministro Mario Caserta por lo mucho que estaba haciendo por la entidad. Allí, por primera vez le pidieron a Quindimil la cesión del 1% de la facturación del Bingo Lanús. En principio les respondió que no podía hacerlo, y durante varios meses mantuvo esa negativa. Fue por pedido expreso de Caserta, quien le dijo que era “indispensable ayudar al club y confiar en esta nueva camada de dirigentes, que van a saber darle a ese dinero el destino correcto para terminar las obras.” Manolo se comprometió a pensarlo mejor.

A partir del pedido de Mario, Quindimil aceptó y se hizo presente a una reunión de comisión directiva para la firma de un acta en la que la entidad se comprometía a destinar ese dinero a la construcción de obras de infraestructura, a la creación de un colegio primario y secundario, y una delegación policial, en el cual quedaba establecido que bajo ningún motivo se podía destinar un solo peso de esa partida a la compra de futbolistas ni al pago de sus contratos. El por entonces fabuloso ingreso mensual a la tesorería, que puntualmente se aplicaba a las obras e instalaciones, se empezó a cobrar a mediados de 1992. En 2006, durante el último mandato de Quindimil, el acuerdo con el Bingo se renovó hasta 2020. Ese dinero, que los dirigentes respetando la condición impuesta por Manolo nunca aplicaron al fútbol profesional, se cobró puntualmente hasta 2017, cuando lo vetó la gobernadora de Buenos Aires, María Eugenia Vidal.

Manolo estaba muy agradecido por la gestión de Néstor para su fiesta de cumpleaños. Sin embargo, lo que más valoró fue un acontecimiento muy poco difundido, ocurrido el 5 de junio de 1991 en la esquina de Piñeiro y Dr. Arturo Melo, donde se produjo un accidente que fue reflejado en varios matutinos. Una combi que transportaba a varios escolares colisionó con otro automóvil, y volcada sobre el pavimento se estaba incendiando ante el estupor de los testigos presenciales que sin intervenir esperaban en vano que se abra alguna puerta para que los ocupantes pudieran ponerse a salvo del fuego. Los diarios de la fecha destacan el accionar de un vecino que sin dudarlo un instante se arrojó a las llamas para forzar una puerta lateral y salvar a todos esos niños que estaban atrapados en el interior del transporte. Luego de sacar a los colegiales, el heroico vecino, que no era otro que Néstor Díaz Pérez, logró sacar al conductor del vehículo escolar, un hombre muy voluminoso que estaba atascado y pudo rescatarlo con vida, aunque después fallecería a causa de las múltiples quemaduras. Las fotos de los periódicos que informaron sobre el hecho muestran a Néstor Díaz Pérez en el hospital, con parte de su cuerpo vendado debido a las graves heridas sufridas durante el rescate, muchas de esas marcas persisten hoy en varias partes de su cuerpo.

Muy conmovido por el acto de arrojo de Néstor, Manuel Quindimil lo visitó durante su internación y nunca más se separó de él. Sabía de su honestidad inquebrantable, y sobre todo, estaba totalmente convencido de que estando Néstor de por medio, toda la ayuda que él pudiera otorgarle al club desde el gobierno municipal sería destinado a obras e instalaciones para el bien de los socios y los vecinos, y no sería malgastado en refuerzos de dudosa calidad. Además del dinero del Bingo, las obras que el intendente de Lanús hizo en el club con recursos de la comuna son incontables: Levantó todas las medianeras e hizo todas las calles internas del predio, también todos los desagües. Se hizo cargo de la nivelación de los terrenos baldíos que Lorenzo D’Angelo había logrado anexar, hizo todos los contrapisos e iluminó la totalidad del polideportivo. Su aporte fue determinante e inolvidable, y el club lo honró en abril de 2012 dándole su nombre al Multiestadio construido en el Polideportivo.

Marcelo Calvente

Si querés colaborar con nosotros podés hacerlo con estas tres opciones:

También te podés suscribir a Pase al Pie, nuestro newsletter semanal completando este formulario:

¡Suscripción recibida!

Por favor, revisa tu correo electrónico para confirmar la suscripción a tu boletín.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s