Etiquetas

Hoy asume Mariano Soso en San Lorenzo. Gonzalo Bressan Otegui se corre de los lugares comunes y analiza sus primeros pasos en el fútbol argentino.

Marcelo Bielsa marcó con su sello no solo a jugadores que hoy son entrenadores en diferentes equipos del mundo, sino que también a los que acompañaron a sus discípulos. Uno de ellos es Mariano Soso, que no reniega de la perpetua comparación. En su llegada al futbol argentino y en su primer partido como técnico de Gimnasia citó de la mejor forma al ex entrenador de la selección :tres defensores, tres mediocampistas, un enlace y tres delanteros. El partido terminó cuatro a cuatro frente a Defensa y Justicia y dejó para el siguiente encuentro el mejoramiento defensivo.

Cautivado por el proceso Guardiola, decidió aplicar alguna de sus formas pero con su propia patente. El entrenador de Manchester City explica que sus movimientos en el Barcelona se debían a que el mediocampista central se metía entre los defensores centrales y esto derivaba en la apertura de los mismos y el pasaje al ataque de los laterales. Un 4-3-3 que se transformaba en un 3-4-3. Soso optó por anticipar esa transformación y hacerlo del primer minuto. El cinco, Fabián Rinaudo, comenzó entre los centrales y los laterales en el mediocampo. La idea fue clara, pero los resultados no llegaron. Derrota con Unión de visitante y de local con Huracán. Victoria frente a Olimpo con un gol olímpico de Aleman. Fue un arcoíris entre la tormenta, que luego siguió con dos goleadas recibidas, tres a uno con Lanús y tres a cero ante Godoy Cruz.

‘’Los directivos tienen una concepción que responde al respeto de un tiempo en el marco de un proyecto’’, comentó en su llegada a La Plata, y luego de los malos resultados la hipótesis pasó a ser una confirmación. El mundo Gimnasia, empapado en paciencia, apoyó al entrenador en el comienzo del partido ante Vélez. El mismo, seguidor asiduo de la carrera de Pochettino, apretó la tecla restaurar y volvió a dar. Línea de cuatro en el fondo. Rinaudo en el medio, Faravelli cerca, Aleman de organizador y tres delanteros. Cuatro jugadores que la tocan en cinco segundos en área rival y ponen el uno a cero en el arranque. El segundo tiempo comenzó con tres tantos en los primeros veinte minutos y Gimnasia volvió a convertir cuatro goles pero esta vez con la valla invicta.

La dirigencia decidió conservar a un técnico que había logrado 4 de los 18 puntos jugados y el entrenador optó por cambiar en beneficio del equipo. Casos poco habituales en un futbol argentino donde ‘’morir con la suya’’ parece ser carácter de virtud. Los rótulos parecen ser la primer respuesta ante la incógnita, Soso no reniega de eso y dice que se cultiva con cada uno de esos técnicos. Ante tantas etiquetas el propio técnico busca la suya.

Gonzalo Bressan Otegui

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s